tipos de virtualizacion

Tipos de virtualizacion: ventajas e inconvenientes

La virtualización es sinónimo de beneficios para las empresas, la tecnología que ayuda a reducir costes y simplificar los requisitos del hardware físico, mejorando la red y ofreciendo una mayor capacidad de reacción y adaptación a las TI, constituyéndose como centro de datos. Funciona como un sistema que sirve de base de hardware a través de un monitor de máquina virtual que se denomina hypervisor.

Pero tienes que saber que no existe una única forma de virtualización, sino que la puedes realizar forma íntegra o parcial, todo el hardware o solo una parte. Porque, en definitiva, los tipos de virtualizacion vienen a ser como la manera de crear una representación a partir del software que se aplica a los servidores, a las aplicaciones, al modo de almacenar y a las redes.

 

DISTINTAS FORMAS DE VIRTUALIZACIÓN:

​Virtualizar servidores

Únete a nuestra comunidad de empresas seguras

Haz nuestro test de seguridad informática Gratuito y descubre los puntos débiles de acceso a tu negocio

La experiencia nos dice que la mayoría de los servidores rinde un 15 por ciento menos de lo que podría, circunstancia que acaba provocando la proliferación de nuevos servidores y que estos sean cada vez más complejos. Para combatir este problema, son muchos los expertos que aseguran que lo mejor que se puede hacer con ellos es virtualizarlos, porque así se consigue superar esta falta de eficacia al conseguir que trabajen con un único servidor varios sistemas operativos. Digamos que se trataría de optar por lo virtual porque de esta forma es posible acceder a los recursos informáticos del servidor preexistente.

Y es que virtualizando los servidores se consigue mejorar la eficacia general del sistema, reduciendo costes. Además, permite desplegar con mayor rapidez el trabajo que hay que realizar, mejorando la productividad. Según avanza el rendimiento de las distintas operaciones, mejora la gestión, lo que ayuda a que resulte más barata su adquisición en propiedad y el propio funcionamiento.

Virtualizar redes

Ten en cuenta que virtualizar una red viene a ser algo así como reproducirla en el conjunto de programas presentes en el sistema, ejecutando las aplicaciones de la red virtual, de la misma forma que se haría en una física. Y es que la virtualización de redes cuenta con los servicios y dispositivos inherentes a las cargas de trabajo conectadas, desde los puertos a los enrutadores, pasando por los cortafuegos, y VPN en entre otros.

A este respecto, conviene que tengas en cuenta que las redes virtuales disponen de idénticas características y garantías que las físicas. Y de similares ventajas operativas. También cuenta con la independencia que ofrece el hardware.

Con la ventaja de que al aplicar a la red de datos el modelo de lo que podríamos denominar máquina virtual, en materia de seguridad y de operaciones de red, genera unos beneficios económicos.

Almacenar por software

Como bien sabes, las demandas de almacenamiento de datos son cada vez más elevadas, a raíz de la enorme carga de información existente y de la entrada en funcionamiento de muchas aplicaciones a la vez. En estas circunstancias, virtualizar resulta de lo más provechoso porque abstrae las unidades flash y los discos de los que disponen los servidores, combinándolos en las unidades de alto rendimiento en las que se almacena la información, distribuyéndolos en forma de software. Almacenando por software (DDS) se consigue un sistema operativo mucho más eficaz.

Virtualizar escritorios

Cuando los escritorios actúan como servicio gestionado se consigue dar una respuesta mucho más rápida a los transformaciones y novedades que se generan en el mercado. Porque se reduce el coste y aumenta el servicio, consiguiendo la máxima velocidad a la hora de ofrecer a los trabajadores que están en otros centros de trabajo y a los que no lo hacen siempre en el mismo lugar, las aplicaciones y los escritorios virtualizados. Algo que realiza de una forma muy ágil y sencilla. Los empleados externos que pueden estar en el extranjero, a miles de kilómetros, e igualmente, se beneficiarán de la agilidad que ofrece la virtualización de los escritorios.

La virtualización también tiene inconvenientes

Nadie puede negarte las ventajas que genera la tecnología de la virtualización porque son evidentes y están a la vista. Por sí solas explican su éxito comercial, que sigue al alza. No obstante, hay que decir que la virtualización no resulta adecuada para algunos entornos. El principal inconveniente es la pérdida de rendimiento que provoca. Está comúnmente aceptado que cuando entre el harware y nuestro servicio se añade una capa más que gestiona los servidores virtuales, el rendimiento final es menor que cuando esa capa no existe.

Se trata de una reducción de la capacidad que muchas veces pasa desapercibida, salvo si se dispone de un servicio que precisa de un alto rendimiento. No se puede negar que la virtualización permite un importante ahorro en la adquisición y el mantenimiento de la infraestructura tecnológica de la empresa, pero también requiere una mayor dedicación por parte de los técnicos a la hora de gestionar de forma correcta las licencias y los sistemas. Los costes que genera este inconveniente pasan desapercibidos cuando la empresa dispone de un departamento técnico con capacidad para gestionar estos contratiempos, pero si hay que recurrir a la externalización, las cosas cambian.

Otro inconveniente que hay que tener en cuenta es que no existe una manera estándar de crear o gestionar los entornos virtuales, lo que es tanto como asegurar que una vez que se ha optado por una manera determinada de solucionar los problemas, resulta muy complicado cambiar de proveedor de servicios, algo que, por el contrario, es mucho menos complicado en los entornos hardware. Cuando se opta por la virtualización, un fallo de hardware afecta a todos los servicios que estén alojados en dicho servidor.

Es cierto que con la mayor parte de las soluciones que hay en el mercado es posible hacer un balanceo automático que permita el cambio de nodo físico para que se pueda seguir trabajando con normalidad, pero tienes que saber que es probable que se produzca una reducción del rendimiento cuando compitan varios servicios por un mismo hardware.

Ahora, para completar esta información y para conocer tu experiencia al respecto, nos gustaría que nos dejaras algún comentario que contribuyera a enriquecer el debate sobre una realidad que nos afecta a todos.

Deja un comentario